2008/06/01

La niebla de Stephen King: Afán de destrucción

Frank Darabont vuelve a las pantallas para traernos una vez más, la adaptación de un relato de terror de Stephen King, "La niebla", que al igual que los protagonistas de la historia, no podréis dejar de mirar al cristal (la pantalla en este caso) sorprenderos con la insuficiencia humana, y maravillaros ante el declive más aterrador que existe, el drama personal y social.

Mientras compran en un supermercado, tras una noche con un fuerte viento que ha afectado a muchas viviendas, una serie de individuos se encontrarán atrapados ante una situación insólita: la tienda está rodeada por una espesa niebla que parece esconder a unas misteriosas y terribles criaturas. A pesar de las evidencias, de que si alguien se aventura a traspasar la zona protegida no sobrevive, las disputas entre el grupo y la necesidad de conseguir medicinas para algunos, les obligarán a salir…

Además de dirigir el film, Darabont escribe (como GRAN guionista que es) el libreto del relato de Stephen King adaptándolo de la manera más rica posible. Es increíble lo bien atados que están todos los puntos y los giros del guión, nada sobra prácticamente y todo, absolutamente todo es rico en matices. Podríamos decir que Darabont narra como método secundario una historia fantástica (la niebla y sus extrañas criaturas que sombran el pánico en el supermercado y el pueblo) pero ciertamente le sirve de la mejor excusa posible para narrar un drama humano y social de una magnitud impagable. En parte, el pesimismo argumental se narra en el afán de destrucción y declive de los valores humanos, degradándolos hasta el último minuto devastados por varios factores, ya pueda ser el principal: el miedo a lo desconocido y ampararse en la absurda supervivencia de la que el azar siempre tiene la última palabra (toma "zapatazo" a los cánones de este tipo de historias), donde la degradante condición social de las personas acaban con todo, que la religión es un lastre (y una comedura de coco impresionante para los cobardes y oportunistas), y que habiendo miles de criaturas en la niebla que apenas vemos, los verdaderos monstruos seamos nosotros, las personas. Impecable son también las críticas hacía la religión, los excelentes diálogos (nada forzados y muy adecuados, muy bien escritos), los pasajes de suspense que beben de las mejores historias del cine fantástico (el cine de Carpenter, de Cameron o Scott, Spielberg, Hitchcock) o el cierre final, uno de los más impresionantes que se han visto en pantalla yo diría que en mucho tiempo, que cierra dejando que el espectador sea partícipe de un error, de un reproche, todos somos culpables de todo lo que pasa en el mundo, todo es degradante, pero ojo, no hagamos apología del pesimismo radicalista, esto es una película, y como tal, su final da las bases para pensar en positivo, por supuesto que sí, desde lo negativo claro. Un guión PERFECTO, sin fisuras, con grandes personajes, pocos escenarios y escenas muy memorables para la retina del espectador. Recuerda a los films ochenteros que pasan con gloria por nuestras videotecas, Darabont da en el clavo y nos da un toque en el hombro, ¡Eh! somos idiotas, pero desde el cariño cinematográfico y con mucha, mucha inteligencia, eso es lo importante en el género de terror-suspense de hoy en día, que bien se echa en falta.

Extenso reparto, coral donde los haya. Gran acierto en darle carisma (algo típico del cine de Carpenter) a cada uno de ellos para que el espectador sienta y se ponga en la piel de cada uno, viviendo de la mejor manera la psicología escrita por Darabont de todos de manera sobresaliente. El protagonista del film, el actor Frank Thomas Jane ("El castigador" de la Marvel) está bastante correcto durante todo el film, llegando quizás a "chirriar" un poco al final, pero Darabont saca lo mejor de él y estamos ante uno de los papeles de su carrera (sino tiempo al tiempo). Mención aparte para la IMPECABLE Marcia Gay Harden, la radicalista religiosa que no hace más que meter baza en el film y cuyo final es narrativa y evolutivamente exquisito, un PAPELÓN de esos que se recuerdan por ser verdaderos "hijos de puta" en la pantalla, genial, me encantó de principio y sobretodo al fin, jeje. Laurie Holden, la chica principal del film, sigue luchándo con la niebla (después de rodar "Silent Hill") y consigue un papel correcto, muy bien acentuado sobretodo en los últimos minutos del film. Destacar también el papel de Toby Jones, el pistolero del film, bastante ochentero, o al menos a mi me lo pareció, un tipejo normal con cierto heroísmo pero sencillamente cómplice con el público, tiene una de las mejores citas del film. El resto, al nivel, muy correctos y cumpliendo perfectamente su cometido. Buen reparto.

En cuanto a la dirección, Frank Darabont se basa en sus maestros para relatar de manera visual su historia, donde los ya nombrados John Carpenter, Steven Spielberg, James Cameron o incluso Hitchcock tienen cierta cabida dentro del estilo visual del film, muy anclado en los clásicos films de terror de los 50 (de hecho Darabont quería rodarlo en blanco y negro) o de lo mejor de los 80. Hay mucho uso de planos con la cámara al hombro desenfocando y dando profundidad de campo en numerosas ocasiones, pero donde Darabont muestra su valentía al salir del paso, es en las escenas de acción, completamete impecables y memorables su manera de dar ritmo y mimar cada detalle, genial. La música aparece muy poco (es un film que juega mucho con el sonido) pero cuando lo hace pone ese puntito curioso al film, sobretodo la partitura de Mark Isham suena con detalle hacia el final del film. El montaje, excelente, lleno de vida y ritmo, no se hace pesado. Lo mejor: El guionazo que tiene el film, con la sencillez y delicadeza que está rodada. Escenas: Los conflictos dentro del supermercado (inlcuyendo el del acusamiento del "Judas" que es sencillamente brutal y desalentador),el primer ataque de los tentáculos en la parte de atrás del supermercado, el siguiente ataque de los bichos voladores dentro del establecimiento (esta secuencia es magnífica en planificación y montaje), la salida a la farmacia del pueblo (ojo a la referencia clara a "Alien") muy aterradora y llena de suspense. y El final, los 20 minutos finales, MAGISTRALES e IMPACTANTE como poco. Lo peor: Alguna historieta de amor de algunos personajes secundarios que sobra un poquito, que se sea tan redundante en el tema religioso. Que el final a pesar de ser MAGISTRAL deje desconcertado al espectador, ya que a mi, me dejó con una sensación agridulce, me encanta, pero choca, dualidad.

En general estamos ante una excelente película donde el drama social y la ciencia ficción se dan la mano de una manera admirable. Un tipo como Darabont consigue que todo case en pantalla de la mejor manera, un film de terror DIGNÍSIMO para los tiempos que corren, uno de los mejores films del año. Sin dudarlo, un 9,5. Os la recomiendo encarecidamente.

NOTA: 9,5/10
RECOMENDACIÓN: Fanáticos del cine de terror y ciencia ficción con un guión inteligente

DURACIÓN:
126 min.
AÑO: 2007
Ficha en IMDB



2 comentarios:

Charly Ramone dijo...

Tendré que ver esta película, ya que las que se basan en relatos de Stephen King suelen ser bastante decentes, excepto algunas de serie B o las secuelas infumables de "Los chicos del maíz" (que Stephen King no autorizó).

Salute men.

DASKABE dijo...

Buen repaso has hecho en tu crítica de el film. De acuerdo en todo al 100 % practicamente.