2008/02/21

Pajaritas de papel

Es una mezcla entre lo clásico y lo vanguardista. También demasiado estridente, psicodélico o surrealista, no lo sé.

Ultimamente me lleno de inconformidad y abstractismo en cada cosa que hago. Resulta que siempre llego a la conclusión de que ese inconformismo se ha convertido en una huída contra el cambio, o la imposivilidad de renovar una careta. No tengo ganas, la verdad, soy más bien un "corredor" que se enamora de replicantes, que ve caer la lluvia en su cartón de arroz tres delicias, mientras el fluir de la calle sigue a ritmo de paraguas de neón. No sé, soy así, no puedo evitarlo, y me da igual la crítica, la habladuría o las simples palabras, seguiré haciendo lo que me diga el corazón y no un impulso desmesurado e impropio , nada obligado, nada natural, daré con mi replicante.

No sé porque hago algunas cosas, son propuestas radicales de mi mente, quizás si no lo haces te arrepientas, piensa ella, de nuevo me nace la indiferencia, creo que sé lo que quiero en todo momento aunque no lo sepa, es un don, o el peor de los defectos.

Que bien se está siendo un Blade Runner repudiado, solitario, bajo la lluvia, esperando la fuga y el fin de los días a base de pajaritas de papel. Quiero seguir esperando aún más... fuera las putas prisas....



2 comentarios:

DASKABE dijo...

Muy bueno. ¿Lo has hecho tú?

luigi R.p. dijo...

Claro, ¿quién si no? xDD

Anda que...
Salute!