2007/12/19

Pesadilla en Elm Street 3, dreams warriors: Vivan los 80!

Dada mi poca asiduidad al cine de terror contemporáneo, siempre he sido un poco aséptico a ciertas sagas más influyentes del cine de los ochenta. Os hablo de "Pesadilla en Elm Street" con el famoso personaje Freddy Krueger, mítico donde los haya. La primera que he tenido el gusto de ver ha sido la tercera entrega, ya que la vi en compañia de unos amigos, pero me gustaría a ver empezado por orden, pero bueno, la sensación ha sido algo nostálgica a esas grandes pelis de aquellos maravillosos tiempos de cine fantástico. Durmamos!

Años después de los incidentes en Elm St., Nancy se ha convertido en una psiquiatra especializada en terapia del sueño Pero Freddy también sigue en activo y comienza a aparecerse en los sueños de varios de ellos. Nancy los reúne a todos en busca de una forma de parar al monstruo. Para ello, los pacientes aprenden a desarrollar habilidades especiales en sus sueños. Alguno puede ser un mago, otro un superforzudo, un maestro en artes marciales... Todos esperan que estos “poderes” sean bastante como para pararle los pies al asesino...

En cuanto al guión, decir que quizás al no ver las otras dos entregas (Sobretodo la primera de Wes Craven) esta me ha parecido bastante fresca en muchos aspectos de su argumento efectísta y típico ochentero a tope, lleno de magia y ese misticísmo especial, con encanto de la mano también de Craven. Es verdad que tanto en sus diálogos (muy flojos en general, pero con mucho encanto en el humor negro...) como en alguna de las situaciones, el "terror" se ve a la legua, y los tópicos narrativos de este tipo de cine dan sus frutos, aunque sin demasiada importancia, sabemos que estamos ante una película ochentera y esto da igual. El inicio es soberbio, metiéndonos de lleno en el mundo de Elm Street de la mano de una jovencísima Patricia Arquette, es realmente fascinante el mundo de los sueños y sus pasajes más terroríficos. El nudo también esta lleno de grandes partes, y aunque sigue la tónica de linealidad general del film, es divertido, con todo lo relativo a los adolescentes del centro psiquiátrico, la muerte de algunos de ellos y la entrada de un personaje ya visto en la saga. El final, quizás es lo más lento, toda la historia de la monja, el padre de la protagonista que sabe donde reposan los huesos de Freddy, todo esto queda algo lento, pero se lleva bien en cuanto todos los personajes juegan su "toque" final mágico con Freddy. En general, un guión típico, ochentero, con un encanto especial, pero que a mi personalmente me ha divertido bastante, no hay que buscar profundización de personajes, ni explicar ciertas cosas (¿porque aparece tanto la monja? ¿El padre de la chica tampoco duerme?, ¿Que hospital es ese con solo adolescentes? xDD) ese es el encanto de estas películas, o no, ya os diré cuando vea las otras...

En el reparto aparecen grandes conocidos y desconocidos. Protagonistas, el carismático y temible Freddy Krueger, interpretado por el ya mítico actor Robert Englund, un personaje querido por los fans de la saga, lleno de "mala leche" irónico y de humor negro, genial personaje, estas deseando que haga aparición durante el film, más magia de este tipo de películas supongo. Una jovencísima y dulce Patricia Arquette, que lleva el peso de la primera mitad del film y que crea un personaje típico pero con unos poderes especiales que dan caña a Freddy al final. Heather Langenkam, volviendo a interpretar años después el papel que hizo en la primera entrega y que aquí termina, tiene bastante relevancia, aunque quizás este algo forzada dentro de la historia. También aparecen por ahí, Laurence Fishburne, como asistente en el hospital. El resto del reparto, correctos, todos los adolescentes muy "goonies" son estupendos, ochenteros a tope, otro reclamo que a mi me encanta por muy visto que esté. Correctos en general, no pidamos más.

El director, Chuck Russell ha firmado obras tan inefables como "El rey Ecorpión", pero sin duda ha llevado con gran dinamismo y astucia esta tercera entrega de Elm Street. Es genial el ritmo, muy acorde casi todo el film, el uso de los efectos especiales de la época, pero geniales, las escenas con Freddy son una pasada. Una dirección que crea su propio mundo, que se mueve por el misticísmo más terrorífico y divertido a su vez. La fotografía, muy colorista, azules intensos, rojos a mansalva, en fin lo típico. Correcta banda sonora, y genial montaje, con un ritmo muy destacable. Escenas: me quedo con las que Freddy hace acto de presencia, (SPOILERS) la de la muerte de la chica que mete su cabeza en el televisor (genial), el chico seducido por un Freddy disfrazado, los duelos finales (la silla y el mago, los espejos, el esqueleto de Freddy) en fin, muy destacable todo esto. Lo peor, la parte en el bar, con el padre de Heather Langenkam en el film, inacabable, algunas escenas de sesión de grupo, también inacabables, la pesada monja (Cada vez que salía y desaparecía asi por la cara me reía, es un tópico del cine fantástico esto...xDD) y quizás un precipitado final, pero claro, repito, FORMAN parte del encanto del film.

En general, un film entretenidísimo, con unas escenas muy mágicas y ochentera a tope. Me alegro, porque en nada vere "Halloween" otra saga clásica de la época, ya estoy abierto y decidido a ver la saga de Elm Street, supongo que es otro punto a mi favor. Un 7, porque me lo he pasado pipa.

NOTA:7/10
RECOMENDACIÓN: Fans del cine fantástico de los ochenta.

DURACIÓN: 96 min
AÑO: 1987


2 comentarios:

DASKABE dijo...

¿Has cogido una gripe no? xDD.

Pues sí, de la saga de Elm Steet es de mis favoritas junto con las primera y la séptima; que son las realmente destacables por la mano de Craven y eso se nota.

Lo de "Halloween" es otro cantar; si vas a ver la saga te sorprenderás con la calidad de la primera parte y verás como va decayendo continuación por continuación.

luigi R.p. dijo...

jajaja que gracioso el chaval xDD

Iván me dijo lo mismo q tu, q la primera y la septima las mejores, y q la segunda era un mojón xDD

Pues nada ya iré viéndolas, incluida la de Carpenter de Halloween.

Saludos!