2008/08/07

"Batman": Asi empezó todo

No es el primer film de "Batman", el que empezara en el 89 el mítico Tim Burton, pero la gótica cinta del director de "Eduardo Manostijeras" marcó un antes y un después en el género de superhéroes, revitalizó con el hombre murciélago (con permiso de Superman) el prestigio de un género que si está bien hecho, es grande. Antes de Nolan, Burton lo hizo a lo grande.

La ciudad de Gotham se ve sobrevolada por una misteriosa figura con aspecto de murciélago que siembra el terror entre los rateros durante la noche. Un delincuente, Jack Napier, es traicionado por sus colegas y, en un enfrentamiento con Batman, cae en un tanque de productos tóxicos, del cual sale convertido en el Joker; pronto, tras acabar con quienes lo traicionaron, tratará de hacerse con el control de la ciudad, para lo cual infecta productos de consumo habitual, provocando "la muerte sonriente"...

El libreto de "Batman" mantiene un buen ritmo entre lo clásico del superhéroe (con tópicos incluidos, aunque se toleran todos), y el cine noir, una mezcla que hace funcionar unas tramas bastante sencillas en su global, pero que tienen cierto encanto, cierta retrospección a un tipo de guión que ya casi no se escribe, esos donde las situaciones dispersas elaboraban y completaban a los personajes, por muy dantestas que fueran, contaban realmente mucho. Esto quizás sea lo mejor para definir el guión de "Batman". La primera mitad, se centra en conocer las raices del personaje, una introducción para casi todo, ya sea Batman, Bruce Wayne o el Joker, todas ellas son concisas y explícitas, quedando muy claro el rol que va a tomar cada uno desde el primer momento, esto a priori podría ser malo, pero realmente es un acierto en toda regla, datándose de un film que arriesgó que la credibilidad de un tio disfrazado fuera tomada a un nivel de seriedad considerable, algo que la teleserie nunca tuvo. Y es por ello que entra el cine negro, noir de pura regla con la temática del Joker, quizás la mejor parte del film hasta que llega el final, donde se pone de manifiesto el género de superhéroes, del que miles de films hoy en día han bebido hasta la saciedad. Entre lo más interesante del contenido, supongo que no es tan introspectiva como la saga de Nolan, pero si que tiene ciertas sutilezas que comparten similitud con el guión de Nolan, entre ellas, la principal, Batman es un justiciero diferente, que motiva sus actos debido a la muerte de sus padres, esto lo lleva a replantearse si tiene sentido, y mientras Nolan se centraba en buscar el alma de Wayne, aquí se insinúa que el Joker es la principal razón ,¿Él mata a los padres de Bruce, o simplemente Bruce lo imagina así?, según mi infancia, el Joker siempre mató a los padres de Wayne, y de ahí el pilar base del film, el porqué. En cambio, algo me dice que ahora, la sutileza del guión que dirigió Burton, puede estar insinuada, con lo cual, se vuelve tan barroco (valga la redundancia) y misterioso que nunca. Por último señalar los diálogos, muy bien escritos (ojo con la comedia negra, conseguidísimas líneas). Un guión sólido e interesante, para el primer Batman del cine.

El reparto se llena de estrellas (que en su día fueron exageradamente bien pagadas para hacer "Batman"), entre las principales, el mejor Batman (después de Christian Bale) que ha dado la franquicia, el actor Michael Keaton , que a pesar del coñazo que dieron los fans por no parecerse en nada al Bruce Wayne del comic, creo que compone un personaje serio, inteligente y acertado. Al igual que el némesis antológico por excelencia del caballero oscuro, el Joker, interpretado por un Jack Nicholson enloquecido (¿Por qué no me sorprende?) que a día de hoy, marcó un villano del cine reconocible y recordado por todos, para mi, y aunque sobreactue en más de una ocasión (asi lo requiere el personaje) es de lo mejor de la cinta con diferencia. La chica, una sensual Kim Basinger (¿Qué ha sido de esta mujer?) que se limita a dar juego en las escenas que sale con Nicholson o Keaton, cumple bien sin quedar como florero dentro del film, pero correcta sin más. En los secundarios, destacar al personaje de Harvey Dent (dos caras) que aquí lo interpreta Billy Dee Williams (Lando en las películas de Star Wars), no me olvido de uno de los actores más duraderos de la franquicia (sale en cuatro de las siete que existen de Batman) Michael Gough en el pale de Alfred, ya inolvidable para la mayoría de fans de la franquicia. Buen reparto.

Burton crea un Gotham gótico, oscuro y muy visual, además de vertiginoso. La técnica que usa es bastante completa, empezando por el uso obsesivo de las sombras y humos de la ciudad, pasándo por muchísimos planos contrapicados (así se ensalza la figura de los personajes en ciertos momentos), otros muy bien estudiados sobretodo en la parte final (donde Burton muestra una imaginación desbordante, por cierto), o algo de clacisismo en la secuencia del tiroteo en la planta de residuos, la transformación del Joker (apagándo la bombilla y volviendo a la oscuridad obsesiva de Burton) o el contraste entre esta oscuridad y el color en la secuencia de la cabalgata por ejemplo (el globo gigante y burlón que gasea la ciudad, muy propio de Burton), buena dirección, que se centra sobretodo eb la estética y lo visual (no hay más que ver el plano final) algo común en Burton, que combinado con la fantástica banda sonora de Danny Elfman (el tema principal de Batman es algo que no se olvida) y el ritmo del montaje, hacen la combinación técnica-artística perfecta. Lo que destaco: El reparto, Burton dando vida al mundo de Batman, su estilo ha marcado a todo lo que vemos HOY EN DIA del personaje, os guste o no. Escenas: El inicio con la inquietante música de Elfman, la planta de residuos tóxicos y lo que pasa en ella. La primera aparición del Joker transformado, Las secuencias donde la televisión cuenta algo sobre el Joker (genial esa donde los presentadores aparecen sin maquillaje, jajaja), La parte final en el campanario, realmente genial, de lo mejor del film, donde Burton juega de verdad todas sus talentosas cartas (otro eufemismo xD estoy sembrado),el plano final. Lo que menos destaco: Las canciones de Prince, no pegan dentro del universo Batman, no sé si se lo impusieron a Burton, pero realmente sobran. Alguna escena, como la de la carroza del Joker, es extremadamente larga (nuevamente con canción de Prince incluida).

En resumidas cuentas "Batman" es un film al que hay que respetar, puesto que llevó a la oscuridad y a la seriedad al héroe con forma de murciélago, captó una estética que Burton a metido en la cabeza a miles de aficionados y personas que queremos dedicarnos a esto (me incluyo) y también, la interpretación del Joker, uno de los villanos del celuloide. Un 9.

NOTA: 9/10
RECOMENDACIÓN: Seguidores de Burton y de Batman. Cinéfilos.
DURACIÓN: 126 min.
AÑO: 1989
Ficha en IMDB



2 comentarios:

DASKABE dijo...

De acuerdo en todo o en la mayoría. Es una película, que pese a quien le pese, marcó un antes y un después en el género.

Charly Ramone dijo...

Todo un clásico, del cine de Burton y del género.