2008/05/18

Poltergeist: largo legado

Tobe Hooper ("La mantanza de Texas") dirigía con la mano de Steven Spielberg, un verdadero clásico del cine de terror de los ochenta (no como otros), "Poltergeist". Una película que contiene todos los elementos para que funcione, terror, fantasía, misterio y un señor detrás haciendo legado, Steven Spielberg.

Steve y Diane se mudan con sus tres hijos a una nueva casa. Al poco tiempo de instalarse, comienzan a sucederles cosas extrañas. Los fenómenos comienzan con objetos que se mueven, pero van cada vez en aumento, hasta que la pequeña de la casa, Carol Anne, desaparece en su propio cuarto. La familia contacta con un grupo de parapsicólogos para que les ayuden a recuperar a su hija.

Guión escrito por el propio Steven Spielberg, que aunque no lo considero un guionista en potencia, si que en "Poltergeist" Spielberg da el tono adecuado para hacer todo el proyecto suyo, llenando el argumento de imaginación e ingenio por todas partes. El argumento es sencillo, parte de una historia de casa encantada, fantasmas, el juego de niños y adultos (impreso casi siempre en la filmografía de Spielberg) con esa dualidad entre lo real y lo realmente fantástico, ganando este segundo punto. Los diálogos, en su mayoría son más que correctos, y aunque es lógico que en los ochenta muchos de ellos chirríen, Spielberg da mucha personalidad a cada secuencia, dotando muy bien a los personajes, perfilando cada rincón del libreto. Tres actos muy bien divididos, donde en cada uno, el misterio ahonda a un nivel diferente, con lo que la invención de secuencias paranormales se superan a cual mejor, llegando incluso a dejar al espectador con la boca abierta ante tal determinación del tratamiento de la historia, coherente siempre, por mucho rollo que nos cuenten y muy agnósticos que seamos, la disfrutaremos al 100%. También hay tiempo para el humor, y en alguna que otra secuencia funciona de manera sincera y cómplice con el espectador, sin tomarnos por idiotas en ningún momento, esto es importante, quizás lo peor, sea la parte final, donde el guión toma inflexión de espectacularidad, tapando un poquito la razón de ser, o motivaciones naturales de los personajes, pero se trata de una de las mejores partes de toda la película. Un guión redondo, terrorífico y apasionante, esto si que es terror del bueno, y estábamos en los ochenta, época donde este género empezó a decaer de sobremanera.

Poltergeist ha sido una de las muchas películas de Hollywood, donde algunos miembros de su equipo, dada la temática del film, han acabado falleciendo en extrañas circunstancias, como es el caso de la niña Carol Anne, interpretado en su día por Heather O'Rourke, una niña inquietante que sigue el nivel del film bastante bien (Spielberg puedes dejar de esconder tu mano...), la madre coraje (típicas féminas de los films ochenteros, pero me encanta) JoBeth Williams, teniendo un papel muy maternal que afronta lo sobrenatural sin temores, tan solo para recuperar a su hija (¿os suena? Bayona, Bayona...) genial. El padre, Craig T. Nelson, también muy correcto, o el mítico personaje de la medium, la actriz Zelda Rubinstein. Más fallecidos extrañamente, la actriz que hace la hija adolescente, Dominique Dunne, que murió poco después del estreno del film. En general, un reparto misterioso, marcado por la época y recordado por la mente colectiva de muchos.

A nivel técnico, Hooper rueda un film impecable en todos los sentidos, con la mano impresa también del propio Spielberg, que no se perdió ni un día de rodaje, y eso sinceramente se nota de sobremanera. Sobretodo a la forma de usar planos, donde el estilo queda destacado, el encanto de los efectos especiales (geniales por cierto) o el suspense, todo ellos rodados a la perfección, el tandem Hooper-Spielberg dejó un legado visual mil veces copiado con esta cinta. La banda sonora es excelente, corre a cargo de un genio, el fallecido Jerry Goldsmith, que crea una partitura muy completa y extraordinaria para los oídos, me encanta. El montaje, impecable trabajo de Michael Kahn (editor de Spielberg), dotando de ritmo a todo el film. Lo que destaco: El guión y sus secuencias paranormales que marcaron a una generación. Spielberg en el proyecto. Escenas: Las del inicio, con el televisor, las sillas en la cocina, el árbol que cobra vida (esta es increíble) o la engullición de la niña a través del armario. Luego, las de la medium haciendo el experimento de las cuerdas y bolas de baseball (mítico) con el posterior rescate de Carol Anne, el final, con la piscina de fango llena de cadáveres, el pasillo que no se termina, y la hecatombe de la casa. Lo que menos destaco: La pérdida de cierta coherencia hacia el final (por eso de volver a dormir a los críos en la misma habitación para que todo se repita de nuevo) pero nada sin importancia, la historia en sí, es bastante sencilla y previsible.

En general, un film muy recomendable para los fans del terror, un clásico de Steven Spielberg donde todo se magnifica mágicamente, y un film que a priori, no se olvida en la mente colectiva. Un 9.

NOTA: 9/10
RECOMENDACIÓN: Fans del género de terror y fantástico

DURACIÓN: 114 min.
AÑO: 1982
Ficha en IMDB


5 comentarios:

DASKABE dijo...

10 veces tío. No he visto una crítica de una peli de Spielberg en la que aparezca tantas veces la palabra Spielberg, cuando esta peli no está dirigida por Spielberg...

Luigi R.p. dijo...

aja
Sigo pensando que el film es de Hooper, pero Spielberg aparece, aver...

1- Productor
2- Guión e historia
3- Edición

Suficiente para nombrarlo...

DASKABE dijo...

Bah. No niegues tus principios xP

Luigi R.p. dijo...

como diria Groucho:
Tengo mis principios, pero si quiere puedo cambiarlos xDD

number dijo...

I agree with you about these. Well someday Ill create a blog to compete you! lolz.