2008/12/27

"Todo sobre mi madre": La pérdida

Tengo que reconocer que Pedro Almodóvar es uno de nuestros cineastas más respetados y grandes, cuya filmografía nunca me ha atraído demasiado (quizás porque sus films representan no a una España que no exista, ni mucho menos, sino a un plantel que no me llena del todo como espectador), no obstante "Volver" me pareció magnífica, y aquí "Todo sobre mi madre" Almodóvar escaló la cumbre de los Oscars para contarnos algo difícil de mezclar y de peculiar tratamiento. Madrid. Una madre soltera ve cómo su joven hijo muere el día de su decimoséptimo cumpleaños mientras corre para conseguir el autógrafo de su actriz favorita. Decide entonces viajar a Barcelona en busca de su padre, un travestido llamado Lola, que desconocía tener un hijo. Primero encuentra a su amigo Agrado, otro travesti, y a través de él conoce a Rosa, una monja de El Salvador, y por casualidad termina convirtiéndose en la asistente de Huma Rojo, la actriz que admiraba su hijo. Guión del propio director manchego, un guión que tiene una cosa difícil de mezclar (encima en nuestro cine con doble "pero") el melodrama. Almodóvar firma un libreto que parte de una idea global, el sentimiento de pérdida y nostalgia, además centra todo esto en los personajes femeninos, atractivo del film, análisis femenino, sentimiento maternal y de cuidado, buen aporte para unos personajes fuertes y muy característicos de su cine, amenizados por un humor bastante coloquial (el travesti tiene momentos antológicos) y un trasfondo bastante bueno, aunque a veces la cuesta se hace un pelín larga y estridente, eso si, el melodrama está perfectamente escrito y rematado, con unos diálogos muy buenos, y un final que se desinlfa en lo usual, pero sin molestias para el espectador, quizás lo más interesante sea su primera media hora, y el final de la parte central. No obstante, tampoco me decepcionó, eso si, tampoco me entusiasmó.

En el reparto, buenos papeles. El protagonismo de una correcta Cecilia Roth, quizás la mas floja y menos interesante del reparto junto con el televisivo Toni Cantó (que vaya vaya...), grandes interpretaciones para Marisa Paredes, genial en su complejo papel de actriz de teatro, Antonia San Juan la travesti Agrado, con buenos momentazos de humor (Aunque a veces roce la chabacanería más superflua), Penélope Cruz, un papel de peso que interpreta con una soltura y genialidad muy reseñable (¿Que pasa ahora en los Oscars, porque no la nominaron aquí?), hay quien dice que la Cruz hace papelones tan solo con Almodóvar, yo digo: puede ser. Candela Peña también aparece levemente en el film, con buena presencia interpretativa aunque sin decir mucho dentro del argumento, más bien para apoyar a otros personajes, al igual que Rosa Maria Sardà en el papel de la madre de en el film, o el genial Fernando Fernán Gómez, que tiene un papel muy triste pero bonito, me gustó su pequeña aportación. En resumidas cuentas, un reparto lleno de diversidad pero que logra cuajar después de todo con bastante soltura.

El homenaje claro a "Eva al desnudo" pone el título al film de Almodóvar y el punto de salida para narrar el punto de vista femenino del film, cosa que deja claro desde el primer momento. Almodóvar da una estética no muy diversa (tiene algunos planos curiosos, como el del atropello, los travelings por las calles muy elegantes...) centrando su técnica a la actuación de sus actrices, siendo claro en las localizaciones y sin hacer mucho ruido. No es por comparar porque realmente sería injusto, pero algo parecido le pasaba a Billy Wilder, otro director de actores más que de técnica, aunque creo que Almodóvar "engaña" en posicionarse en un lado u otro con cierta pretensión, aunque no haga alarde de ello. Música de un grande, Alberto Iglesias, una partitura que va bien al film, aunque parece que se trate de una composición muy "noir" en el sentido de que parece hecha para un film de cine negro de los 50, no obstante es muy curiosa de oír y no molesta, aunque tampoco destaca mucho. Momentos: Aquellos donde se hace referencia al cine dentro del cine, o la obra de teatro "Un tranvía llamado deseo" con reminiscencias al propio film. Penélope Cruz y su personaje que enlaza muy bien con lo que le pasa a la protagonista, el nudo es bastante interesante, al igual que el comienzo.

Finalmente, un film que ganó el Oscar, que tiene muchos puntos buenos y que logra aunar el drama y la comedia (más bien la tragicomedia o melodrama) con éxito, algo muy difícil de hacer. No obstante creo que en cuanto a lo personal, es un film curioso sin más. Un 7.

NOTA: 7/10
RECOMENDACIÓN: Seguidores del realizador.
AÑO: 1999
DURACIÓN: 101 min
Ficha en IMDB

Trailer en Youtube